sábado, 20 de abril 2019 | English | INICIAR SESIÓN
abril 11 de 2019
Casas prefabricadas ANDI: un aporte a la solución de vivienda en el país

Las casas prefabricadas ofrecen ventajas en términos de facilidad de transporte, tiempo de construcción y durabilidad, entre otras.

Para ofrecer una solución a las necesidades habitacionales de Colombia, se ha formulado una propuesta de viviendas prefabricadas económicas, resistentes y adaptables a las diferentes regiones del país por parte del Comité de Estructuras Metálicas de la Cámara Fedemetal de la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia, ANDI.

Esta propuesta surge a partir la necesidad presentada con la tragedia de Mocoa, en donde se requerían sistemas de construcción más rápidos y durables. Lo anterior se unió a propuestas que la Cámara Fedemetal había hecho previamente para La Guajira y se aceleró cuando el Ministerio de Agricultura hizo consultas sobre la posibilidad de tener casas que se pudieran adaptar fácilmente al medio rural.

Otras de las ventajas de estas viviendas son la velocidad en su instalación, la facilidad en términos de transporte y logística y, en general, la versatilidad que ofrecen para ser armadas por personas de la misma región.

Con respecto al tiempo de instalación, se calcula que con un equipo de seis personas solo tardaría cinco días la construcción de una vivienda unifamiliar. Además, su durabilidad es tal que se trata de estructuras sismorresistentes y adaptables a diferentes condiciones climáticas, incluso en los casos de zonas propensas a inundaciones y efectos del cambio climáticoi, para las que se han creado versiones palafíticas.

Cabe agregar que, mientras que el peso promedio de una casa tradicional equivale a 40 toneladas, una vivienda de acero pesa tan solo 4 toneladas, por lo que estas estructuras pueden transportarse por todo tipo de medios, como lo comenta Juan Manuel Lesmes, Director Ejecutivo de la Cámara Fedemetal, “hemos llevado estas casas en helicópteros, en barcos por el río Putumayo, en camiones a La Guajira”.

“Por esta razón, desde el Comité de Estructuras Metálicas de la ANDI, se ha invitado a que la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres tenga en cuenta también a las casas hechas de acero como una opción adicional para suplir de forma eficiente y segura la necesidad inmediata de vivienda”, agrega Juan Manuel Lesmes.

Para demostrar que las viviendas de acero constituyen una alternativa a la altura de las casas hechas a partir de otros materiales, las empresas afiliadas a este Comité donarán cuatro prototipos en diferentes zonas del país con condiciones climáticas variadas: Dabeiba (Antioquia), Guatavita (Cundinamarca), Riosucio (Chocó), y Fonseca (La Guajira). Se espera que desde diferentes entidades del Gobierno se lleven a cabo seguimientos para verificar la viabilidad de este sistema ampliamente usado en la construcción de viviendas, espacios públicos e infraestructura en otras partes del mundo.