sábado, 7 de diciembre 2019 | English | INICIAR SESIÓN
noviembre 26 de 2019
La ANDI hace llamado a fortalecer la democracia, la institucionalidad y los derechos de todos los ciudadanos

Bogotá, noviembre 24 de 2019. Las expresiones ciudadanas de los últimos días son una muestra indiscutible de una democracia vibrante, libre y respetuosa del derecho de protesta. Son sin duda el reflejo de una sociedad, cada vez más madura y dispuesta a hablar de los temas que le importan a los ciudadanos. La Constitución es la gran garante de los derechos que nos permiten convivir en paz, y tramitar nuestras diferencias.

Esta sociedad que hemos construido se basa en derechos, obligaciones, leyes e instituciones que representan el fundamento de la sociedad. Cada una de estas instituciones tiene una función y una responsabilidad de cara a las demandas de la sociedad. Las tres ramas del poder público se han venido moldeando a partir de la evolución y cambios que se han dado en diferentes momentos. Hoy contamos con la Constitución de 1991, una de las constituciones más modernas y garantistas del hemisferio.

Si bien las manifestaciones masivas de varios sectores en los últimos días envían un mensaje que el país debe escuchar con atención y grandeza, sobre reclamos y anhelos, no se puede desconocer la función que cumple toda nuestra institucionalidad en la preservación de la democracia y de los derechos, así como la función de proveer los únicos mecanismos legítimos para tramitarlos.

A lo largo de las últimas décadas Colombia ha tenido la capacidad de enfrentar múltiples desafíos con madurez, serenidad y grandeza. Esto nos ha permitido, fortalecer cada vez más el Estado de Derecho como acuerdo fundacional de la sociedad. En esa medida, la ANDI hace un llamado para que el importante Diálogo Nacional convocado por el Presidente de la República en respuesta a estas significativas manifestaciones sea llevado a cabo con participación, por supuesto de los convocantes de las manifestaciones, pero también con participación amplia de todos los estamentos de la sociedad, de ciudadanos y representantes de organizaciones, de los poderes públicos y la academia, siempre respetuoso y cuidadoso de la institucionalidad y la constitución.

La ANDI lamenta y se solidariza con las familias de las víctimas de enfrentamientos durante las protestas, tanto civiles, como miembros de la fuerza pública, y reitera su llamado a evitar todo tipo de violencia, que solo deja dolor y luto.

Finalmente invitamos a los diferentes grupos convocantes a realizar sus manifestaciones, respetando el derecho al trabajo, a la libre movilidad, a la tranquilidad ciudadana y la seguridad de todos, absolutamente todos los ciudadanos, absteniéndose de alterar el normal desarrollo de otras actividades en el país.