Facebook Twitter RSS                                                  

Ejes temáticos

 

1) Economía Circular: De la política pública a la estrategia empresarial

 

Para garantizar un crecimiento verde, los países deben buscar alternativas que permitan hacer el uso eficiente de los recursos y fomentar el cambio en los patrones de comportamiento de la sociedad.

 

El modelo lineal de crecimiento económico vigente de “tomar, fabricar, usar y tirar” ya no se ajusta a las necesidades del mundo globalizado, en el cual, cada vez es más evidente que los recursos naturales son finitos y por ello es indispensable volcarse a un modelo distinto: la Economía Circular.

 

Para ello es indispensable que las empresas se conviertan en agentes de cambio, haciendo una gestión eficiente de los recursos en sus procesos productivos, generando valor agregado y nuevos servicios, alternativas para cerrar el ciclo de vida y minimizar los impactos en la cadena de valor y su entorno.

 

¿Qué significa realmente el concepto de Economía Circular; ¿Cuál es su origen? ¿Cómo las empresas se articulan a esta nueva tendencia y porque razón la hacen parte de sus modelos de negocio? Ver más:

 

 

2) La Empresa como motor de la Economía Circular

 

En un mercado globalizado, un modelo industrial y empresarial sostenible que integra la protección y la gestión del capital natural como factor diferenciador en sus factores de productividad y competitividad, es imprescindible, con miras a responder a las necesidades y exigencias de un consumidor informado.

 

Implementar modelos productivos basados en la economía circular permitirá que las empresas puedan anticipar las presiones de nuevas normas y grupos de interés, facilitando la diferenciación y generando ventajas competitivas, para asegurar la disponibilidad de recursos y operar sin restricción por “hacer lo correcto”.

 

Además, implica que las empresas unan sus esfuerzos para acelerar la innovación y establecer un campo de juego equitativo generando beneficios comunes. No se puede rediseñar sin trabajar con los proveedores, no se pueden cambiar patrones de consumo sin trabajar con los clientes, no se pueden proteger bienes públicos y recursos si no se alinean intereses en un mismo territorio, con planeación de largo plazo y articulación entre lo privado y lo público.

 

Siempre, además, será más productivo tener economías de escala y trabajar de manera conjunta con los actores de la sociedad para promover cambios sostenibles.

 

¿Cuáles son los desafíos y las oportunidades de la economía circular para las empresas? ¿Cómo las compañías están incorporando el concepto en sus modelos de negocio? ¿Cuáles han sido sus beneficios?

 

Economía Circular: Imperativo para los negocios, Foro Económico Mundial

3) El rol de la Responsabilidad Extendida del Productor: transición hacia una Economía Circular

 

Las políticas de Responsabilidad Extendida del Productor (REP) a nivel nacional e internacional, se han venido consolidado como instrumentos regulatorios que, al otorgar la responsabilidad en las empresas sobre los impactos el final de vida útil de los productos, han arrojado resultados importantes en la gestión integral de residuos sólidos, tanto en lo referente a la promoción del reciclaje, aprovechamiento y valorización de residuos, como en avances relacionados con el eco-diseño, el desarrollo de nuevos materiales y tecnologías, simultáneamente con nuevos mecanismo de comunicación que influencian cambios en patrones de consumo y producción.

 

Su aplicación, sin embargo, implica retos, desafíos y dependiendo de su interpretación y aplicación puede tener impactos de diversa naturaleza en el sector productivo. Dado el importante auge de la regulación nacional en materia de REP, se considera importante explorar como este modelo se puede implementar de manera costo-efectiva, inclusiva y sostenible y conlleve a contribuir en la transición hacia la economía circular en Colombia.

 

La REP en el marco de la economía circular tiene un enfoque más amplio e integral, y evoluciona en el mundo, hacia un modelo de responsabilidad compartida, el país es referente regional en la materia y ante el auge de las nuevas regulaciones que integrarán nuevas corrientes de productos, ¿Cómo orientar las políticas y regulaciones REP alineando competitividad, cambios de comportamiento, costo-efectividad y responsabilidad compartida hacia un modelo circular de la economía?

 

 

4) Un nuevo Consumidor, un nuevo ciudadano, una nueva economía

 

Los patrones actuales de consumo han influenciado de manera crítica en la disponibilidad de recursos naturales, en impactos ambientales y el cambio climático.

 

Es necesario que en las políticas públicas se considere como influenciar los comportamientos de los consumidores en sus decisiones de compra, en la gestión de sus impactos, como, por ejemplo, la separación en la fuente de residuos, la reducción de consumo de electricidad o el uso de transporte público. En diversos países, se han venido estructurando programas para integrar el rol del consumidor, como eje de transformación en el camino hacia la Economía Circular.

 

Como es citado por la OCDE: “es necesario encontrar nuevas sendas para la producción y el consumo y como definir y medir el progreso. Para eso es indispensable asegurar que los ciudadanos acompañen y participen en este propósito.”

 

Los esfuerzos de las empresas de manera individual no son suficientes para resolver los desafíos que plantea el cambio de una economía lineal a una circular. El compromiso y la participación activa de los consumidores es clave, es el principal motor de cambio en un modelo de esta naturaleza.

  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13
  • 14
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14